Abogados especialistas en derecho bancario A COSTE CERO

dP Abogados Consultores es un despacho de especialistas en legislación y asesoramiento situado en A Coruña, que cuenta con más de 40 años de experiencia en el sector.

Somos un equipo de abogados especializados en un amplio abanico de las ramas del derecho y la administración, lo que facilita a nuestros clientes recibir un servicio integral, riguroso, profesional y competente, que nos permite defender sus intereses de la forma más efectiva.

  • ABOGADO 0 €
  • PROCURADOR 0 €
  • PROVISIÓN 0 €
  • TASAS 0 €

El despacho solo cobrará a la entidad financiera las costas judiciales al ganar el asunto.

dP Abogados, despacho especializado A COSTE CERO

En la última década, el despacho de abogados se ha especializado en derecho de consumo y derecho bancario, formando un grupo de profesionales especializados en este sector, resolviendo todo tipo de controversias bancarias de forma rápida y sencilla.

El volumen de demandas interpuestas por el despacho nos sitúa entre unos de los más valorados a nivel nacional. Entre otro tipo de productos, reclamamos principalmente: Gastos de Formalización, Tarjetas Revolving, Cláusulas Suelo, IRPH, Multidivisa, Swap, Bonos y Acciones.

Prueba de ello son nuestras colaboraciones con asociaciones de consumidores y sindicatos.

Icono de legal

Clausulas suelo

Te ayudamos a reclamar la cláusula suelo mediante un procedimiento judicial ante los tribunales españoles.

Icono de fiscal

Gastos hipotecarios

Tramitamos la devolución de gastos de tu hipoteca sin asumir riesgos. Te ayudamos a recuperar tu dinero a coste 0.

Icono de financiera

Tarjetas Revolving

Recuperamos todos los intereses pagados de más por tu tarjeta revolving. Somos especialistas en reclamaciones financieras.

Icono de datos

Swap

Demostramos que las entidades bancarias comercializaron este producto financiero de alto riesgo a consumidores y empresas.

Icono de penal

IRPH

Informamos de la posibilidad de reclamar con éxito la nulidad del IRPH a entidades y la obtención de la devolución.

Icono de experiencia

Hipotecas multidivisa

Representamos a nuestros clientes ante las entidades bancarias para condenarlas por mala praxis en la venta de multidivisas.

Gastos hipotecarios

Cuando una persona firma una hipoteca, el banco le hizo pagar una serie de gastos de formalización que tienen que devolver.

Los gastos hipotecarios son aquellas facturas o conceptos que una entidad financiera hace abonar a sus clientes en el momento de formalizar el préstamo hipotecario. Las entidades financieras imponen el pago de dichas facturas a los clientes, sin explicarles que la parte interesada en que se registre la escritura hipoteca es, precisamente, la entidad bancaria.

Recupera los gastos de tu hipoteca con dP Abogados sin abonar nunca honorarios. A COSTE CERO.

Saber más

Tarjetas Revolving

Las tarjetas revolving son una modalidad de tarjeta de crédito, cuya principal característica es el establecimiento de un límite de crédito cuyo disponible coincide inicialmente con dicho límite, que disminuye según se realizan cargos (compras, disposiciones de efectivo, transferencias, liquidaciones de intereses y gastos y otros) y se repone con abonos (pago de los recibos periódicos, devoluciones de compras, etc.).

Recupera lo que has pagado indebidamente con tu tarjeta revolving con dP Abogados sin abonar nunca honorarios.

Saber más

Accidentes de tráfico

Si eres víctima de un accidente de tráfico que tú no has causado tienes derecho a reclamar por los daños que sufras, tanto físicos como materiales. En el caso de que hayas recibido una indemnización que no corresponda a los daños causados, también puedes iniciar el proceso.

Estás legitimado a formular estas reclamaciones tanto si conducías como si no, viajando en cualquier tipo de vehículo.

Por ello, recupera lo que te pertenece en forma de indemnización con dP Abogados sin abonar nunca honorarios.

Saber más

Últimas noticias dP Abogados

LA ERA REVOLVING

LA ERA REVOLVING

14/10/2019

Unos TAEs abusivos, la falta de transparencia en los contratos o las comisiones ocultas. Bienvenido al mundo de las tarjetas ´revolving´.

¿Qué es una tarjeta revolving?

Cuando hablamos de revolving no estamos ante un tipo especial de tarjeta, de hecho, puede ser cualquiera que contemple los pagos y desembolsos a crédito, pero lo haga con un interés abusivamente alto en la deuda acumulada, de modo que por cada vez que aplazamos la devolución de los pagos que hemos hecho a crédito, la deuda aumenta de un modo sensible.

Por ejemplo, imaginemos que tenemos que realizar un pago, un regalo importante, o simplemente un capricho que no nos podemos costear. Si calculamos que podemos devolver a posteriori la deuda, es posible que nos veamos tentados a tirar de tarjetas Visa, MasterCard y compañía. Su gran ventaja es que podemos disponer de inmediato de un dinero que no tenemos. Pero conviene recordar que estamos usando un dinero que no nos pertenece, un dinero alquilado, por decir de algún modo, y por dicho alquiler debemos pagar un coste.

En el precio de dicho alquiler está la diferencia de una tarjeta de crédito digamos "normal" y una revolving. En otras palabras, la entidad financiera que nos presta el dinero a través de la tarjeta se cobrará el servicio en forma de intereses, que pueden ser moderados o muy altos. En realidad, la entidad está en su derecho y ese es precisamente su negocio; nadie presta por amor al arte. Además, si somos ordenados y a final de mes abonamos la cantidad "alquilada" en el crédito concedido, apenas tendremos que pagar intereses.

Ahora bien, si utilizamos la opción de "crédito aplazado" que nos ofrecen numerosas tarjetas, corremos el riesgo de caer en el abismo del revolving. El pago aplazado o revolving, es una alternativa según la cual no tenemos que pagar la cantidad que hemos tomado prestada de la tarjeta a final de mes, sino que podemos demorarla en plazos que nosotros mismos decidimos.

El gran problema de las tarjetas revolving es que estos pagos aplazados pueden tener intereses muy altos.

Cuando decimos intereses muy altos, hablamos de tasas medidas en TAE (tasa anual equivalente) que superan el 20% de la deuda aplazada. No hay que buscar oscuras entidades para descubrir este tipo de servicios, puesto que ya pasa con algunos de los servicios de financiación más conocidos, como Visa o MasterCard. El gran problema es cuando nos acostumbramos a vivir a crédito a base de aplazar los pagos que vamos haciendo con la tarjeta. Así es como se acumula la deuda y con ella crecen los intereses hasta llegar a lo largo del tiempo a doblar o triplicar el dinero gastado.

De este modo podemos estar durante meses utilizando la tarjeta a crédito para pagar billetes de avión, hoteles en el extranjero… y no ser conscientes de lo que llegamos a deber al banco, puesto que a la deuda acumulada hay que añadirle el interés, que a cada mes que pasa se calculará sobre el monto total de la deuda, en el que constan los intereses del pasado. Es decir, una bola que se va haciendo cada vez más grande y que seguirá creciendo si no ponemos remedio a tiempo.

¿Puedo reclamar por microcréditos con TAEs abusivos?

Una sentencia del 28 de octubre de 2015 por parte del Tribunal Supremo ya calificó los intereses de las tarjetas revolving como “notablemente superiores al normal del dinero”. Por lo tanto, los microcréditos rápidos, vulnerarían la Ley de Represión de la Usura.

Pero existen otros argumentos de peso que ayudan a entender por qué estos créditos pueden ser declarados nulos. Como ya hemos mencionado, estas tarjetas cuentan con intereses muy por encima de los del mercado, llegando a ser 2 y hasta 3 veces superiores al interés medio concedido por el Banco de España. En muchos casos, el interés nominal al año supera el 20%, sin mencionar las comisiones ocultas que encarecen la contratación de este tipo de créditos.

Además la falta de transparencia de estos microcréditos también infringe la ley, ya que en la mayoría de los casos, las cuentas muestran letras ilegibles, existe una ausencia de un contrato vinculante o nos encontramos con claras omisiones de información.

Reclamar por intereses abusivos es la única solución para los afectados por las tarjetas revolving.

A pesar de la ilegalidad de estos microcréditos y tarjetas, la mayor parte de los afectados continúa pagando los intereses de un crédito que no sólo puede ser declarado nulo, sino que también es posible obtener una compensación por los daños y perjuicios derivados de dichos contratos.

Para la mayoría de las víctimas de los créditos rápidos, la única solución pasa por presentar una reclamación a través de bufetes especializados. En dP Abogados, contamos con una estimación del 100% de este tipo de demandas, siendo el procedimiento completamente gratuito para el cliente, es decir, a coste cero, ya que nuestros honorarios los abona el banco en concepto de costas judiciales.

Yago Iglesias

dP Abogados Consultores

No llegues a ningún acuerdo por IRPH, reclama y cambia de banco sin costes

No llegues a ningún acuerdo por IRPH, reclama y cambia de banco sin costes

IRPH|
25/09/2019

Cualquier tipo de acuerdo que te ofrezca el banco no se corresponderá con las cantidades que te cobraron indebidamente.

Mucho cuidado con cualquier escrito que te presente el banco porque pueden establecer clausulas en las que renuncies a cantidades (20.000€ de media). A quién no le interesa recibir lo que le corresponde, para ello el consejo de dP abogados es acudir a un despacho especialista en cuanto el banco se ponga en contacto. Las soluciones que ofrece el banco suelen salir caras.

Una de las soluciones que abordamos en esta publicación es la siguiente:

Para modificar una o más condiciones de una hipoteca –en este caso, el índice de referencia– es necesario proceder a una novación. Esta operación es posible solo en el mismo banco en el que se suscribió.

Por ello, si el usuario quiere cambiar de índice –por ejemplo, pasarse al euríbor– y, al mismo tiempo, de banco, lo que tendrá que hacer primero es una subrogación de acreedor. Una vez realizada la subrogación, se puede firmar una novación, con la que desaparece el IRPH y el tipo de interés que determina la cuota mensual podría ser formado por la suma del euríbor más un diferencial.

¿Una cláusula nula o anulable?

El eventual carácter abusivo de las cláusulas que incluyen el IRPH en algunas hipotecas, esta nulidad no prescribiría nunca.

En dP abogados estamos seguros de esta tesitura a pesar de que los bancos, sin embargo, suelen alegar la anulabilidad de la cláusula, que es distinta a la nulidad, en cuanto consideran que hay vicio en el consentimiento del cliente, por lo que sí cabría una prescripción de cuatro años a partir del momento en el que se cancela el préstamo.

Pedro Dopico letrado de dP abogados lo tiene claro: "Es un sinsentido que aleguen lo mismo cuando Europa ya ha revocado lo anteriormete expuesto en el ámbito de las clausulas suelo".

El abogado de la UE abre la puerta a anular las hipotecas poco transparentes ligadas al IRPH

El abogado de la UE abre la puerta a anular las hipotecas poco transparentes ligadas al IRPH

11/09/2019

El letrado considera que "la fórmula matemática de cálculo" empleada por la banca es "compleja para un consumidor medio".

dP abogados lleva años reclamando la nulidad del irph con los fundamentos utilizados por el abogado General de la UE.

El abogado de la UE es claro en sus conclusiones. Primero, considera que una cláusula pactada entre profesional y consumidor no puede excluirse del ámbito de aplicación de la directiva, al contrario de lo defendido por el Supremo. Y, segundo, admite que la fórmula de cálculo es "compleja y poco transparente" para un consumidor medio.

A su juicio, el criterio de transparencia y claridad que la legislación exige a cualquier estipulación para que no sea considerada abusiva debe cumplir dos requisitos: ser "suficiente" para que el cliente pueda tomar una "decisión prudente y con pleno conocimiento de causa" en cuanto al método de cálculo del préstamo y, además, contener una explicación sobre la evolución de ese índice en el pasado.

En dp abogados calculamos que serán entre 250 y 300 euros mensuales ha sido, en especial durante la recesión, la diferencia entre mantener la casa o perderla. Ese es el desembolso que, según las entidades de afectados, han abonado de más quienes tenían su hipoteca vinculada al Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH) respecto a quienes usan el euríbor.

En total, más de un millón de ciudadanos.

El caso ha llegado a la justicia europea, que debe dirimir si estas hipotecas están regidas por la directiva sobre cláusulas abusivas para determinar su grado de transparencia. Y, de momento, el abogado general de la UE, cuya opinión no es vinculante pero sí condiciona la decisión del tribunal, ha abierto la puerta a que los jueces puedan declarar abusivos esos contratos y compensar a sus clientes al considerar que "una cláusula contractual pactada entre un consumidor y un profesional", también la del IRPH, "no está excluida del ámbito de aplicación de la directiva". Y anticipa que "la fórmula matemática de cálculo resulta compleja y poco transparente para un consumidor medio".

Lo que debe dirimir el Tribunal de Justicia de la UE no es si esa referencia es legal o no, sino sobre si estos contratos están sujetos a tutela judicial y, por lo tanto, puede determinarse la transparencia y claridad de sus cláusulas.

En plata: si está sujeta a la directiva comunitaria sobre cláusulas abusivas, por la que la justicia europea ha asestado ya varios golpes a España. Y el Abogado General considera que sí, pero que en todo caso deben ser los jueces nacionales quienes examinen caso a caso si la cláusula cumplía con esos requisitos.

Ver vídeo de La Sexta

Demanda de nulidad por cláusula abusiva

La causa llegó a Luxemburgo después de que un cliente de Bankia cuya hipoteca estaba referenciada al IRPH presentara una demanda de nulidad de esta cláusula por considerarla abusiva ante el Juzgado de Primera Instancia número 38 de Barcelona, cuyo titular decidió formular una cuestión prejudicial a la justicia europea.

El abogado general Maciej Szpunar considera que, este caso, la entidad financiera "cumplió la exigencia de transparencia" que impone la directiva, puesto que el cliente podía acceder a los sistemas de cálculo de los diferentes índices oficiales y compararlos con otras ofertas.

En todo caso, el letrado de la Corte de Luxemburgo insiste en que deberá ser el juez de Barcelona quien determine si las estipulaciones eran o no abusivas. El magistrado, de hecho, acudió a Luxemburgo después de que el Tribunal Supremo considerara que el IRPH no podía ser abordado dentro de la directiva europea al estar fijado por ley.

Ante el elevado coste que estos préstamos suponen al consumidor (según el juzgado barcelonés, entre 18.000 y 21.000 euros anuales más respecto a quien esté pagando de acuerdo al euríbor), el magistrado preguntó al tribunal europeo si los jueces españoles pueden controlar el "carácter abusivo de dicha cláusula" y cuál debe ser la información que "el profesional ha de facilitar" dada la complejidad de la fórmula matemática de la que resulta el tipo aplicado a la hipoteca.

En el caso de una hipoteca subrogada, ¿se pueden reclamar los gastos de subrogación de hipoteca?

En el caso de una hipoteca subrogada, ¿se pueden reclamar los gastos de subrogación de hipoteca?

23/07/2019

Tras la sentencia del Tribunal Supremo de fecha 23 de diciembre de 2015, queda abierta la vía a la reclamación de los gastos de formalización de la hipoteca, por considerarse abusiva la cláusula de atribución de gastos que impone al prestatario la obligación de asumir por completo los gastos derivados de la formalización del préstamo hipotecario.

Abusividad de la cláusula

En este sentido, los gastos de formalización de la hipoteca que pueden ser reclamados a consecuencia de la abusividad de la cláusula serían los gastos de notaría, los gastos derivados del Registro de la Propiedad a la hora de inscribir en el registro el derecho real de hipoteca, los gastos derivados de posibles tributos que graven el préstamo hipotecario, esto es, el impuesto de actos jurídicos documentados (AJD), y, por último, los gastos de gestoría cuando esta fue impuesta por la entidad.

Reclamación viable

En dP Abogados entendemos que esta reclamación es viable cuando se ha incluido en un préstamo hipotecario la cláusula de atribución de gastos sin la debida negociación de la misma, tratándose pues de una cláusula predispuesta, y nos encontramos ante un prestatario que tiene la condición de consumidor.

Decretada la abusividad de la cláusula, la misma deviene nula, lo que supone que esta se entienda como no puesta a efectos del contrato, y, en consecuencia, procedería la restitución recíproca de las prestaciones.

Subrogación del contrato hipotecario

En efecto, y en vista de la jurisprudencia existente, podrán reclamarse los gastos derivados de la formalización de un préstamo con garantía hipotecaria cuando se formalice una novación hipotecaria y, como en el presente caso, cuando exista una subrogación de cualquiera de las partes del contrato, ya sea la parte prestamista o bien, como en la inmensa mayoría de los supuestos, cuando es el prestatario quien queda subrogado en el préstamo hipotecario (donde se produce una sustitución del deudor-prestatario original).

Las tarjetas revolving: nueva oleada de reclamaciones contra la banca por "usura"

Las tarjetas revolving: nueva oleada de reclamaciones contra la banca por "usura"

10/07/2019

Los desorbitados intereses han provocado que dP Abogados se ponga "manos a la obra’’ en los últimos meses.

Dinero fácil, rápido y sin importar la situación financiera del cliente. La fórmula no es nueva, aunque en los últimos meses se ha reencarnado en forma de unas tarjetas de crédito especiales que reciben el nombre de revolving y cuyos desorbitados intereses están alentando una oleada de reclamaciones que parecen ser el principio de un nuevo quebradero de cabeza para las entidades financieras.

Es posible contratarlas por teléfono, por internet o en centros comerciales. Con el gancho de que el cliente es quien decide las cuotas y los plazos para devolver el crédito, las tarjetas revolving han sido promovidas por numerosos bancos.

Este tipo de tarjetas se utiliza fundamentalmente para financiar los pagos al consumo, con líneas de crédito mayores a los microcréditos y hasta unos 5.000 o 6.000 euros. Hasta aquí, alguien podría equipararlas con las tarjetas de crédito tradicionales, aunque se diferencian fundamentalmente en el plazo y las cuotas de amortización. Unos intereses que se mueven entre el 20%-30%, frente al 7%-11% del interés medio establecido por el Banco de España para los préstamos de estas características.

Normalmente, la modalidad de revolving ofrece dos vías para devolver el crédito

Mediante porcentaje

El cliente escoge qué porcentaje del saldo pendiente quiere devolver cada mes, siempre dentro de un nivel mínimo y máximo.

Mediante pago fijo

El cliente paga una cuota fija. Y aquí reside la clave: "En muchos casos, si la cuota elegida no cubre los intereses generados, la devolución puede demorarse ocasionando que la deuda crezca de tal manera que no pueda ser satisfecha con esta forma de pago", advierte el Banco de España en su simulador de préstamos.

"USURA" DEL SIGLO XXI

Miles de tarjetas de este tipo han sido comercializadas en los últimos años mediante campañas que resaltaban la posibilidad de acceder a créditos rápidos sin apenas trámites. Lo que no destacaban esas mismas campañas eran los intereses que acaban cobrando a los clientes, que en muchos casos superaban el 25% TAE.

Se comenzó a notar un aumento de las reclamaciones desde mediados de 2018, aunque desde la OCU aseguran que se han incrementado en los últimos meses.

¿Cuáles son las entidades tras estas tarjetas?

Aunque son muchas las entidades bancarias que se valen de este producto, Wizink lidera la oferta de tarjetas revolving, en parte por los clientes que arrastraron de Citibank y Bancopopular-e, hasta que en 2018 se produjo su venta al fondo de inversión estadounidense Värde Partners. Desde dP Abogados contamos con más de 00 reclamaciones desde que iniciaron la vía legal hace pocos meses.

Desde Wizink se han limitado a la emisión de una nota en la que detallan que este sistema forma parte de un "mercado regulado con más de 40 años de presencia en España y en la Unión Europea". Justifican los elevados intereses por el "riesgo del producto, ya que no hay garantía de devolución" y tampoco se tiene que especificar el motivo para el que se solicita la tarjeta.

El aumento de los créditos al consumo, que el propio Banco de España ha constatado en los últimos meses, es una de las razones que explican el auge de este tipo de tarjetas, pero no es la única. Muchas personas han recurrido a ellos para hacer frente a una situación financiera o de solvencia comprometida, sin reparar en las condiciones de los contratos que firmaban.

¿QUÉ DICE LA LEY?

Se toma como referencia la doctrina del Tribunal Supremo recogida en la sentencia 328/2015 con fecha del 25 de noviembre de 2015 en la que se juzga un caso de crédito revolving y que consideró que la entidad prestamista infringió la Ley de Represión de la Usura, declarando así el contrato abusivo y, por lo tanto, nulo. La Sala Primera señaló como "usurario" el tipo de interés del 24,6% TAE cobrado a un usuario al considerarlo por encima de la media del mercado, que gira entre el 7% y 11%. Desde entonces, se ha producido un efecto cascada por parte de quienes contrataron estas tarjetas.

El Supremo dictaminó que si se traspasa este límite se declarará nulo el préstamo, y el cliente únicamente deberá devolver la cantidad prestada sin intereses, mientras que la entidad se verá obligada a devolver los intereses pagados durante la totalidad de la vida del préstamo. Esto es lo que está ocurriendo en los últimos casos resueltos y puede suponer una factura muy abultada para las entidades implicadas.

Devolución IRPH: Varapalo para la banca española

Devolución IRPH: Varapalo para la banca española

14/06/2019

La publicación de las conclusiones del Abogado General del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre el Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH) tendrá lugar el próximo 10 de septiembre y no el 24 de junio, como estaba establecido inicialmente, según ha informado la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin).

Según los cálculos elaborados por Goldman Sachs, la banca española podría tener que devolver entre 7.000 y 44.000 millones de euros si la Justicia europea declara finalmente que estas cláusulas son abusivas y deben anularse.

La Abogacía del Estado defiende el uso del IRPH por parte de los bancos. En dP Abogados nos oponemos a la tesitura del abogado del estado por 4 motivos:

1: EL IRPH ES UNA CONDICION GENERAL DE LA CONTRATACIÓN QUE PUEDE SER OBJETO DE CONTROL DE TRANSPARENCIA.

Los consumidores afectados por el IRPH no discutimos que se trate de un índice oficial o la competencia del Banco de España para elaborarlo y establecer los procedimientos adecuados para su aplicación y control.

Pero el que sea una norma legal y administrativamente válida, no significa que no pueda ser objeto de control de transparencia en el sentido que lo regula la Directiva 93/13/CEE de la Unión Europea.

Nos encontramos ante una condición general de la contracción porque el IRPH fue impuesto por el banco, sin posibilidad de negociación alguna por el cliente, que no tuvo la opción de elegir entre distintos índices hipotecarios.

2: UN CONSUMIDOR MEDIO NO PUEDE CONOCER PERFECTAMENTE EL IRPH.

Señala la sentencia el abogado del estado que cualquier cliente sabe que, lo que paga de interés por su hipoteca, se calcula en base a unos índices hipotecarios a los que se le suma un margen o diferencial.

Y añade que un consumidor medio, normalmente informado y razonablemente atento y perspicaz, debe conocer que se utilizan diferentes sistemas de cálculo del interés variable y comparar las condiciones utilizadas por los distintos bancos.

Así da por hecho que es un consumidor medio conoce que se utilizan diferentes sistemas de cálculo de interés variable.

3: NO ES CIERTO QUE LOS DIFERENCIALES EN EL IRPH SON MAS BAJOS QUE CON EL EURIBOR.

La referencia a diferenciales más bajos realmente producía un error en el cliente y es, precisamente estos diferenciales bajos del IRPH, al 0%, 0,25% o 0,50% han sido el señuelo lanzado por los bancos a clientes para que firmasen IRPH, en lugar del Euribor, pensando que pagarían menos intereses.

4: EN LOS ÚLTIMOS 20 AÑOS, NUNCA HA ESTADO EL IRPH POR DEBAJO DEL EURIBOR Y NUNCA ESTARÁ.

El Tribunal Supremo alega un último motivo para denegar la nulidad del IRPH basado en algo que, hasta la fecha, y desde hace más de 20 años, nunca ha ocurrido: que el IRPH esté situado por debajo del Euribor.

El IRPH siempre ha estado y siempre estará por encima del Euribor porque se configura en base a lo que los clientes pagan por sus préstamos con Euribor y IRPH pero se les suma lo que los bancos les cobran de comisiones y los diferenciales.

Este motivo alegado por la abogacía del estado solo confirma la endeblez de los motivos alegados y que se desconoce, o se quiere desconocer, el verdadero funcionamiento del IRPH, los elementos que se tienen en cuenta para su cálculo y la influencia de los bancos en su fijación.

CONCLUSIÓN: EUROPA DEBE RECTIFICAR, UNA VEZ MÁS, EL CRITERIO DEL TRIBUNAL SUPREMO

La Comisión Europea se ha personado en el caso y, al contrario que el criterio del Alto Tribunal español, considera que las cláusulas que incluyen el IRPH en los contratos hipotecarios pueden ser abusivas y poco transparentes para el cliente.

En dP Abogados lamentamos que los afectados por el IRPH tengan que esperar "un poco más" la lectura de las conclusiones del Abogado General, un retraso que "obliga a las familias a seguir pagando cuotas más elevadas".

Acuerdos cláusula suelo y la espera de la cuestión prejudicial

Acuerdos cláusula suelo y la espera de la cuestión prejudicial

06/06/2019

En dP Abogados llevamos años litigando sobre esta cuestión, nuestra posición es clara, y no es otra que la de manifestar que los acuerdos firmados son nulos de pleno derecho.

“Algo nulo de pleno derecho no puede producir ningún tipo de efecto jurídico”.

Esta afirmación deriva de otros post que ya publicamos, cuando explicábamos los efectos inherentes y absolutos de la nulidad.

Numerosos juzgados han elevado la cuestión prejudicial al Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea, para saber cuáles son los efectos de los acuerdos que firmaron los consumidores con las entidades bancarias para reducir o eliminar simplemente la cláusula suelo, sin percibir cantidad alguna de las cobradas en exceso y con renuncia a reclamar posteriormente o iniciar acciones judiciales.

Esta cuestión prejudicial es consecuencia de la doctrina cambiante que ha ido dictando el Tribunal Supremo desde octubre de 2017 sobre estos acuerdos (o novaciones). Véase en las siguientes sentencias:

- Sentencia del Tribunal Supremo 558/2017 de 16 de octubre que viene a concluir la invalidez del acuerdo novatorio de reducción de la cláusula suelo en un préstamo hipotecario por falta de transparencia. Destaca el Tribunal Supremo que: la falta de transparencia de la cláusula suelo determina su nulidad absoluta por tener carácter abusivo y, por lo tanto, no es posible su convalidación.

Concretamente dice “Se trata de una nulidad de pleno derecho, que impide que el consumidor pueda quedar vinculado por la cláusula abusiva (art. 6.1 de la Directiva 93/13). No es posible otorgar al consumidor una protección menor que la que otorga la institución de la nulidad de pleno derecho en otros campos del ordenamiento jurídico pues, de otorgar una protección inferior, se infringiría el principio de equivalencia del Derecho de la Unión Europea”.

- Sentencia del Tribunal Supremo 205/2018, de 11 de Abril en el que se contradice a sí mismo declarando, en esta ocasión, válidos los acuerdos novatorios con renuncia de acciones. Para llegar a dicha conclusión, el Tribunal Supremo aplica Proyectos de Ley que aún no han sido aprobados o, incluso, la retroactividad de una Ley cuando tal efecto no está contemplado en la propia normativa.

Tal era el asunto que el propio magistrado Orduña realizó un voto particular de lectura obligatoria en el que, una vez más, corrige y establece la línea por la que, seguramente, el TJUE acabará fallando. En un verdadero ejercicio de protección al consumidor. Curioso, por el contrario, que declare la validez de la transacción pero que no otorgue efectos de cosa juzgada al propio acuerdo.

- La sentencia del Tribunal Supremo 361/2018 de 15 de Junio vuelve a declarar la nulidad de la cláusula suelo original, así como de la cláusula suelo contenida en la novación por falta de transparencia. Concretamente el ponente, el magistrado Javier Orduña (el mismo que realizó en la anterior sentencia un maravilloso voto particular) dice lo siguiente: “En el presente caso, la sentencia recurrida se aparta de esta jurisprudencia, pues en ningún momento de las fases contractuales que llevaron a la realización del referido contrato de préstamo hipotecario y a su posterior novación modificativa la entidad bancaria llevó a cabo ese plus de información y tratamiento principal de la cláusula suelo que permitiera a la cliente adoptar su decisión con pleno conocimiento de la carga económica y jurídica que comportaba dicha cláusula.

Déficit de información que no queda suplido por la mera lectura de la escritura, o por la claridad gramatical que pueda resultar de la redacción de la cláusula suelo, que si bien sirve para la superación del control de incorporación no determina, por ella sola, en ausencia de ese plus de información, que dicha cláusula suelo supere, además, el control de transparencia (entre otras, doctrina jurisprudencial contenida en las SSTS 593/2017, de 7 de noviembre y 655/2017, de 26 de noviembre).”

- Sentencia del Tribunal Supremo 489/2018 de 13 de Septiembre que declara la validez de una novación y por tanto, validez de la cláusula suelo. Concretamente dice “En nuestro caso, quedó acreditado en la instancia que fue el consumidor quien acudió al banco para que le redujera el límite inferior a la variabilidad del interés y que, fruto de la negociación, se fijó primero en el 2,75% y al año siguiente en el 2,50%. Bajo estas premisas, el límite estaría en que el consentimiento prestado a esta sustitución de una cláusula suelo por otra no estuviera viciado, lo que es ajeno no sólo al motivo de casación, sino también al presente caso.”

En dP Abogados consideramos lo siguiente:

El principio de no vinculación de los consumidores a las cláusulas abusivas se debe extender también a los contratos o negocios posteriores que se firmen sobre dichas cláusulas, ya que la nulidad radical de una cláusula por abusiva significa que la misma nunca existió, y por tanto, cualquier negociación sobre dicha cláusula también sería nula y, por tanto, inexistente.

La renuncia de acciones judiciales que se contiene en el acuerdo o novación posterior a la imposición de la cláusula suelo debe de ser también nula, en la medida en que, ni en dichos contratos ni con anterioridad se informaba a los clientes de que la cláusula suelo era nula, así como tampoco del dinero que tenían derecho a percibir por haberlo pagado en exceso; además de limitar el derecho de los consumidores al ejercicio de las acciones que pueden aparecer después de la firma del contrato, como ocurrió con la posibilidad de reclamar la devolución íntegra de los intereses pagados de más, tras dictarse la Sentencia del TJUE conocida como “retroactividad de la cláusula suelo”.

Y en este sentido, con carácter previo a la celebración de la vista en el TJUE, la Comisión Europea (integrada por juristas) ha emitido ya sus conclusiones, que son favorables para los consumidores.

Tras mencionar el debate existente en la jurisprudencia española, sobre si estos contratos otorgados con posterioridad a la firma de la hipoteca entre los clientes y los bancos son modificaciones del contrato anterior (novación) o acuerdos transaccionales, pasa a emitir sus conclusiones en el siguiente sentido:

El principio de no vinculación de un consumidor a una cláusula abusiva, no puede extenderse a los contratos que se firmen con posterioridad sobre dicha cláusula; pero dichos contratos (novaciones o acuerdos transaccionales), no pueden mermar los efectos derivados de la abusividad de la cláusula inicial, en particular, los efectos restitutorios o de devolución de lo cobrado como consecuencia de su aplicación. Es más, el Juez nacional, incluso habrá de evaluar si la nueva cláusula (aquélla que figura en la novación o acuerdo) pasa el filtro de transparencia, y el deudor hipotecario fue debidamente informado, o por el contrario, se debe de declarar también como abusiva.

Los documentos en los que se modifiquen o acuerden cláusulas no negociadas, como la cláusula suelo, pueden ser examinados desde el punto de vista de la transparencia o falta de información suficiente al consumidor, si se trata de cláusulas redactadas previamente por el profesional, sin que el consumidor haya podido influir en su redacción y contenido.

Una cláusula de renuncia al ejercicio de acciones, si no ha sido objeto de negociación individual, ha de considerarse abusiva, al crear un desequilibrio importante entre los derechos y obligaciones de las partes que otorgan el contrato.

Por lo tanto nos mantenemos a la espera  de que el TJUE resuelva la cuestión prejudicial por el asunto de las novaciones y transacciones entre afectados y entidades por la nulidad de la cláusula suelo, la Comisión Europea ya marca el camino al Alto Tribunal.

Todo parece indicar, a raíz de este informe, que Europa volverá a “tirar de las orejas” al Tribunal Supremo español que consideró que los acuerdos pactados, antes de que el TJUE abriera la puerta a reclamar todo lo pagado de más, no eran transacciones, sino novaciones. Este simple matiz es para el Supremo suficiente para que el consumidor no pueda recuperar el dinero cobrado de más indebidamente.

Sin embargo, la Comisión Europea cree que estas renuncias son abusivas en sí mismas, “sin que sea necesario apreciar las circunstancias de cada caso concreto”. Lo que aquí no se ve, se ve en Europa, y es que estos acuerdos  generan “un desequilibrio importante entre los derechos y obligaciones de las partes del contrato”.

Aunque en el contrato se habla de renuncia mutua, como si de un pacto simétrico se tratara, lo cierto es que los bancos no renuncian a  sus derechos de ejecución y el consumidor sí lo hace. Este desequilibrio entre los derechos y obligaciones de ambas partes es abusivo y, por tanto, el consumidor podrá demandar si se considera lesionado.

Reclamar lo que les pertenece

En dP Abogados estamos convencidos de que el TJUE fallará a favor de los consumidores y de este modo podrán reclamar lo que les pertenece.

Imposición de las costas procesales

Imposición de las costas procesales

23/05/2019

El TS establece como criterio general la imposición de las costas procesales al banco condenado por cláusulas abusivas.

El TS examina la cuestión planteada por el banco recurrido en casación, demandado y apelante en las instancias, consistente en que en lugar de la regla general de vencimiento del art. 394.1 de la LEC, se aplique la salvedad contenida en el mismo; es decir, que no se impongan las costas de las instancias por presentar el caso, desde la STJUE sobre el alcance temporal de los efectos restitutorios de la nulidad de la cláusula suelo, serias dudas de derecho.

En dp abogados nos aseguramos de que el banco tenga que abonar nuestros honorarios y de esta manera el cliente no tendrá que pagar ninguna cantidad.

“COSTE CERO”

Conseguimos que la demanda sea estimada en su integridad apoyándonos en sentencias como la expuesta. TS 419/2017, de 04 de julio de 2017

Para resolver la cuestión, tiene en cuenta que el pronunciamiento afecta directamente a un consumidor que vence en el litigio, y que se ha producido un cambio jurisprudencial que se funda en el derecho de los consumidores a no estar vinculados por una cláusula abusiva.

Así, declara que para la imposición de las cosas ha de regir el principio general del vencimiento, pues lo contrario supondría la aplicación de la salvedad contendida en el art. 394.1 en perjuicio del consumidor.

Concluye que, si en virtud de esa salvedad el consumidor recurrente en casación, pese a vencer en el litigio, tuviera que pagar íntegramente los gastos derivados de su defensa y representación en las instancias, o en su caso de informes periciales o pago de la tasa, no se restablecería la situación de hecho y de derecho a la que se habría dado si no hubiera existido la cláusula suelo abusiva.

Contacta con DP Abogados

Honorarios dP Abogados

Respecto al Derecho Bancario y Consumo: no cobramos provisión de fondos, ni repercutimos coste alguno a nuestros clientes si la entidad demandada es condenada en COSTAS.

Contactar

Contacta con nosotros A COSTE CERO